¡Bienvenidos!

¡Bienvenido/a a mi blog!

Espero que disfrutes de tu visita y que regreses pronto.

¡Gracias!

jueves, 19 de octubre de 2017

Preguntas y afirmaciones que no deberían hacerse a un escritor

¿Cuándo dejarás de escribir y te comportarás como un adulto?

Una cosa no es incompatible con la otra. Todos tenemos derecho a tener hobbies afines a nuestros gustos, y si alguien es feliz dedicando su tiempo libre a la literatura y a soñar con la posibilidad de ser escritor profesional merece el mismo respeto que el forofo del fútbol o el que no se pierde ni una fiesta los fines de semana.

Ese rollo de la literatura es cosa de homosexuales.

El Arte tampoco se libra del prejuicio -y perjuicio- del macho auténtico. Un hombre no posee una determinada orientación sexual por apasionarse por una actividad que la única competitividad que requiere es contra sí mismo. No se es "más hombre" por ser muy agresivo y/o muy dominante.
Si no existieran tantos complejos habría más satisfacción con la vida...

El género romántico es muy poco masculino.

¿Acaso un sentimiento tan profundo como el amor es solo para mujeres? Lo dudo mucho. Esta creencia es una derivación del pensamiento de que todo hombre que se precie debe tener varias mujeres a su alrededor sin comprometerse con ninguna. Es lamentable que este tipo de pensamientos sigan estando tan extendidos.

Escribir libros para niños y jóvenes no es cosa de hombres.

Esta afirmación suele ser pronunciada por aquéllos que piensan que el hogar y los hijos son tareas exclusivas de la mujer. Al igual que hay hombres con un don natural para tratar con los benjamines de la casa, también los hay que con sus palabras hacen que se sientan integrados en un mundo que muchas veces les resulta extraño. Ambas capacidades no deben ser enterradas por culpa de una sociedad que pretende encajar a todos/as y cada uno/a en unos moldes sin más fundamento que rutinas absurdas y grandes ansia de control.

Estas son mis respuestas.

P.D.: también puedes leer Preguntas y afirmaciones que no deberían hacerse a una escritora y Preguntas y afirmaciones que no deberían hacerse a los escritores para conocer otras situaciones incómodas por las que pasan los escritores casi a diario, ya sea por su actividad y/o por su sexo.



jueves, 12 de octubre de 2017

El enigma del escritor retirado

En el post El misterio del autor que no publica mencioné a una figura que también despierta muchos recelos: el escritor retirado.
¿Quién es? Es un/a literato/a que decidió luchar por su sueño pero que solo se encontró con decepciones que superaron su capacidad de aguante o que la musa le abandonó para no regresar jamás.
¿Cómo llegó a esa situación? Cada uno tiene su historia, pero existen puntos comunes.
No es fácil abrirse camino en la literatura, y no me refiero a llegar al gran público -que no siempre es el objetivo final de todo artista-, sino a enfrentarte a decenas de negativas para obtener una respuesta positiva, a no perder los nervios cuando hablan mal de tus obras atacándote por lo personal, a estar ojo avizor ante posibles estafas con las ansias de publicar palpitando en el corazón, a no emborracharte de éxito cuando alguno de tus libros se vende como pan caliente, a sentirte como un mono de feria -ya sea por ser el absoluto centro de atención o por ser echado a un lado por no ser ya atrayente-. Todo esto es contra lo que debe luchar un/a escritor/a que desea tener una larga trayectoria, la cual requiere constancia y mucho temple.
Sin embargo, existe peligros aún mayores que los ya nombrados. Se trata de la falta de ideas, la escasa inspiración y el sentimiento de pereza ante el proceso creativo, lo que se resume en la ausencia de la magia de la escritura creativa. En este punto las reacciones son diversas: seguir escribiendo sobre temas que ya ha tratado hasta la saciedad, vivir de los viejos éxitos hasta el último día de vida o aceptar la nueva situación y alejarse con dignidad de la vida pública. 
La tercera opción es bastante aceptable tanto para los hastiados por la industria cultural como para desamparados por las musas, porque es mejor ser recordado como un/a buen/a escritor/a que ser la causa de un rumor devastador por querer la gloria personal por encima de todas las cosas, incluso del amor propio.
Retirarse no significa necesariamente que se deje de escribir. Es el ejercicio del derecho a hacerlo por voluntad propia, con tranquilidad, sin presiones externas y sin más preocupaciones que la de satisfacerse a uno/a mismo/a. Por ello, merece el mismo respeto que un escritor en activo o uno inédito.



miércoles, 4 de octubre de 2017

Carmen Cuarzo en Signo Editores

¡Hola!

Estoy participando en el I Certamen de Microrrelatos Signo Editores.
He presentado dos obras.

El visitante

Caballero en fuga

Vota por la que más te guste.
Puedes hacerlo solo una vez al día en el botón votar en la parte inferior de página web .
Tienes de plazo hasta el 14 de noviembre a las 12:00 (hora española).

Muchas gracias.


martes, 3 de octubre de 2017

El misterio del autor que no publica

Existen muchos tipos de escritores, desde los que están siempre presentes en las redes sociales con sus escritos y opiniones hasta los que acuden a todos los eventos culturales pero solo escriben y publican material nuevo cuando se alinean los planetas.
En este catálogo existe un tipo del que no suele hablarse excepto para tildarlo de raro, contradictorio o absurdo: el escritor que no publica por voluntad propia.
¿Cómo es esto posible? Fijémonos en las razones más comunes.
Una cosa es escribir y otra publicar. Es evidente que para publicar hay que escribir antes, pero para escribir no hace falta publicar. Se puede disfrutar del acto de narrar sin necesitar el aplauso de los demás. Aunque parezca mentira, hay personas que no desean notoriedad, que solo quieren vivir su vida tranquilamente haciendo lo que más les gusta, sin más pretensión que la de ser felices.
Cabe mencionar que no todo el mundo está preparado para asumir la cara pública del oficio. Presentaciones, ferias, mesas redondas y otros eventos literarios pueden ser muy estresantes para personas tímidas y/o sensibles a las opiniones ajenas. No es fácil verte observado/a por más de una decena de personas que seguramente no conozcas, ni recibir una crítica demoledora sin que te afecte emocionalmente, ni aceptar la posibilidad de que el libro que creaste con tanto cariño y esfuerzo no tendrá la gran acogida que tú esperabas. Hay que tener mucho temple para pasar por todo eso sin cuestionarse el talento que se posee.
Estos dos factores son los más extendidos para que algunos escritores decidan no publicar, pero existen otros muchos que pertenecen a un área más particular. No son inferiores por tomar esa determinación; son sensatos por conocerse a sí mismos y saber dónde están sus límites aquí y ahora. En el futuro quizá cambien de opinión, pero hoy, mañana y siempre merecen el mismo respeto que los escritores con obra expuesta y los que se retiraron del foco público por diversas razones.
Lo que hace al escritor es la acción de escribir; lo demás es secundario. 




miércoles, 27 de septiembre de 2017

Locales con encanto (V): Re-Read Las Palmas

Cerca de la Playa de las Canteras existe una librería de segunda mano que se sale del patrón de la librería de viejo tradicional.
Los libros están ordenados primero por temas y segundo por autores. Todos fueron editados en las últimas tres décadas y no tienen grandes señales de uso. El precio de un libro es de 3 €, de dos 5 € y de cinco 10 €, sin importar el tamaño y el grosor.
Este es un concepto bastante agradable para esas personas que buscan libros casi nuevos a bajo coste, pero también para los buscadores de obras de edición única o descatalogadas antes de tiempo.
Por otra parte, el ambiente del local invita a adentrarse en él desde el primer vistazo, con una luz diáfana que no molesta a los ojos, unas paredes blancas con cierta calidez y una distribución de los muebles que permite pasearse entre los libros de una manera cómoda, incluso sentarse en el suelo si se desea. 
Todo lo dicho y la excelente atención recibida hacen que sea un lugar muy acogedor para encontrar ese libro que buscas y llevarte alguno más. 
Como dato añadido, cabe mencionar que esta librería pertenece a la franquicia Re-Read, que cuenta con una amplia red en el territorio español.



Re-Read Las Palmas
C/ Bernardo de la Torre, 33.
Las Palmas de Gran Canaria
España
www.re-read.com


jueves, 21 de septiembre de 2017

Lo que sé de Cristina Fernández Cubas

En un mundo de bestsellers y publicidad masiva aún queda espacio para esos escritores que no disfrutan de mucha popularidad pero sí de mucho talento.
Cristina Fernández Cubas (España, 1945) es una de ellos. No cuenta con una obra extensa, pero lo poco que ha publicado es de gran calidad. Los personajes respiran, los escenarios son vívidos, la atmósfera seductora y la narración ágil. Quizá no haya dicho nada nuevo sobre un buen escritor, pero hay una característica que la hace original: la capacidad de sorprender al lector a lo largo del relato, dejándole imaginar el misterio que se esconde entre las líneas, jugando al despiste con él. Todo en conjunto hace que sus libros sean un trabajo fino de buena literatura que se disfruta de principio a fin.
Mi hermana Elba (1980), Los altillos de Brumal (1983), El año de Gracia (1985), El ángulo del horror (1990) y El columpio (1995) son algunas de sus obras. De todas ellas no destacaría ninguna por encima de las demás, pero si me preguntaras por cuál podrías empezar te diría Los altillos de Brumal



viernes, 15 de septiembre de 2017

Hoy puede ser un gran día



Todos los días de tu vida tienes una oportunidad 
para hacer lo que realmente quieres hacer. 
Si no aparece, créala.
Tu vida depende solo de ti.