¡Bienvenidos!

¡Bienvenido/a a mi blog!

Espero que disfrutes de tu visita y que regreses pronto.

¡Gracias!

martes, 15 de febrero de 2011

No creo que sea buena idea

http://www.diariodeavisos.com/2011/diariodeavisos/content/7205/

Como se puede leer en el artículo Sifgrid Soria desprecia sin el menor reparo a los escritores "artísticos" canarios ante su queja por la candidatura de Blas Cabrera a ser homenajeado el Día de las Letras Canarias. Me parece vergonzoso que una persona de su posición descalifique al talento que existe en las Islas, siendo éste ridiculizado una vez más por las instituciones.
Aclaro que no estoy en contra del reconocimiento de Blas Cabrera, pero creo que el Día de las Letras Canarias no es el acontecimiento indicado para rendirle tan merecido homenaje. Se debería crear un Día de las Ciencias Canarias (recuérdese que aunque fue presidente de la Real Academía de la Lengua su campo de acción fueron las Ciencias) o, como comenta Manuel Fajardo, llevar adelante la creación de un premio con su nombre y dejar el Día de las Letras Canarias para los escritores dedicados al arte literario.  
Por otra parte hay muchos escritores que merecen que se les recuerde, haciendoles más presentes en la cultura de los islas. En este aspecto cabe recordar que apenas hay presencia de los escritores canarios en las escuelas y en las lecturas cotidianas de los isleños, provocando una completa ignorancia de nosotros mismos y una practica idolatración de lo que viene de afuera. Habría que buscar el equilibrio entre ambas literaturas, pero eso es otro tema.
Por último he de decir que he escrito esto no por animaversión hacia los políticos, si no porque me parece enojoso la mezcla arbitraria que se hace entre la literatura "artística" y la divulgación científica y porque creo que es nefasto el trato que se da a los escritores canarios en general desde todos los ámbitos.
No creo que por expresar estas palabras pueda considerarme corporativista. 
Señor Soria, déjeme decirle que Asimov, Sagan y Hawking fueron o son científicos que divulgaron o divulgan sus investigaciones a través de libros como podían haberlo hecho -y de hecho hicieron- a través de las revistas o de la televisión, pero en ningún caso pueden compararse con los artistas que imaginan mundos y los plasman a través de las palabras.
También déjeme decirle que los escritores no somos perros, somos personas como usted.
Espero que hechos como este no se vuelvan a repetir, pero creo que serán parte del día a día de los que en mayor o menor grado formamos parte del desarrollo cultural, sea cual sea la disciplina artística.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.