¡Bienvenidos!

¡Bienvenido/a a mi blog!

Espero que disfrutes de tu visita y que regreses pronto.

¡Gracias!

martes, 27 de diciembre de 2016

Recordando "Cuento contigo"

En estas fechas en las que podemos sentirnos nostálgicos por el pasado, esperanzados por el futuro o ambas cosas me he acordado de un programa literario que podía escucharse los domingos por la noche en M80 Radio desde 1994 hasta 2002. Se llamaba Cuento contigo y era dirigido y presentado por Alicia Sánchez.
El programa duraba alrededor de tres horas y se componía de la lectura por parte de la presentadora de una selección de cuentos escritos por los oyentes. Tocaba todos los géneros dentro de la narrativa, provocando muchas emociones en quien los escuchaba pero manteniendo siempre su interés.
Yo comencé a escucharlo en el año 2000. Tenía 14 años y empezaba a plasmar mis primeros textos en viejos cuadernos escolares con lápices de minas redondeadas. Muchas veces escribía mientras escuchaba el programa. Al contrario de lo que se podría pensar no me distraía de mi labor, sino que me inspiraba a avanzar en mis relatos y conocer otras formas de contar historias.
No voy a mentir diciendo que no pensé en la posibilidad de enviar uno de mis cuentos, pero cuando creía que ya tenía uno digno de narrarse en las ondas el programa dio fin a sus emisiones. Fue una pena que se perdiera un espacio que ofrecía contenido de calidad, si bien consiguió que muchas personas que nos encontrábamos con el placer de escribir nos animáramos a profundizar en el arte literario, instruyéndonos con el análisis de nuestras obras favoritas y la puesta en práctica de las propuestas de los libros de escritura creativa (de los cuales ya hablé en su momento. Click aquí). 
Por todo esto he de afirmar que este programa radiofónico fue un hallazgo muy afortunado en mi evolución como escritora. 
Si por algún casual Alicia Sánchez leyera este post, me gustaría que decirle lo siguiente: ¡Gracias!


domingo, 25 de diciembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Erich Fromm

Fragmento del ensayo El arte de amar.

La tierra prometida (la tierra siempre es un símbolo materno) se describe como "plena de leche y miel". La leche es el símbolo del primer aspecto del amor, el de cuidado y afirmación. La miel simboliza la dulzura de la vida, el amor por ella y la felicidad de estar vivo. La mayoría de las madres son capaces de dar "leche", pero solo unas pocas pueden dar "miel" también. Para estar en condiciones de dar miel, una madre debe ser no solo una "buena madre", sino una persona feliz -y no son muchas las que logran alcanzar esa meta-. No hay peligro de exagerar el efecto sobre el niño. El amor de la madre a la vida es tan contagioso como su ansiedad. Ambas actitudes ejercen un profundo efecto sobre la personalidad total del niño; indudablemente es posible distinguir, entre los niños -y los adultos- los que solo recibieron "leche" y los que recibieron "leche y miel".

Erich Fromm (Alemania, 1900 - Suiza, 1980)

miércoles, 21 de diciembre de 2016

Lo que sé de Mario Benedetti

No puedo recordar mi adolescencia sin que sus cuentos aparezcan en esa película mental. Fue uno de esos descubrimientos que marcan un hito en la forma de leer y/o escribir de quien se pasea por sus páginas.
Mario Benedetti (Uruguay, 1920-2009) es, y sigue siendo, uno de esos escritores que poseen la habilidad de convertir eventos cotidianos en grandes momentos épicos sin caer en sentimentalismos absurdos ni solemnidades cargadas de soberbia. Gracias a esto, su literatura logra tocar ciertos hilos del alma, ya sea para acariciarla y demostrarle que no está sola o para agitarla y enseñarle un nuevo camino. 
Sus libros Quién de nosotros (1953), Primavera con una esquina rota (1982), Buzón del tiempo (1999), El porvenir de mi pasado (2003) y Vivir adrede (2007) son excelente formas de romper el hielo con un autor tan especial y cercano como un viejo amigo.


domingo, 18 de diciembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Clarice Lispector

Fragmento del cuento Las desgracias de Sofia.

Solo Dios me perdonaría, porque solo Él sabía de qué me había hecho y para qué. Yo me dejaba, pues, ser materia de Él. Ser materia de Dios era mi única bondad. Y el manantial de un naciente misticismo. Un misticismo no de Él sino de su materia, de la vida cruda y llena de placeres: yo era su devota. Aceptaba la vastedad de lo que desconocía y a ella me entregaba entera, con secretos de confesionario.

Clarice Lispector (Ucrania, 1920 - Brasil, 1977)

miércoles, 14 de diciembre de 2016

Banda sonora de una escritora


Dios nunca muere, de Macedonio Alcalá (Mexico, 1831-1869).

Sobre las olas, de Juventino Rosas (Mexico, 1868 - Cuba, 1894).

Le chanson des vieux amants, de Jacques Brel (Bélgica, 1929 - Francia, 1978).

Il mondo, de Jimmy Fontana (Italia, 1934-2013)

Et si tu n'existais pas, de Joe Dassin (EEUU, 1938 - Francia, 1980).

Cartas amarillas, de Nino Bravo (España, 1944-1973).

The first cut is the deepest, de Cat Stevens (Reino Unido, 1948).

Desafios, de Simone (Brasil, 1949).

Sabato pomeriggio, de Claudio Baglioni (Italia, 1951).

Una sera di novembre, de Alice (Italia, 1954).

Perdiendo el control, de Miguel Mateos (Argentina, 1954).

Stella del Nord, de Mango (Italia, 1954-2014).

Essa noite não, de Lobão (Brasil, 1957).

All night long, de Peter Murphy (Reino Unido, 1957).

Águila sideral, de Los Jaivas (Chile, 1963).

En la ciudad de la furia, de Soda Stereo (Argentina, 1982-1997).

Fire Lady, de Christal (Italia, 1987-1988).

Despierta, de Almas de Goma (España, 1998).




domingo, 11 de diciembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Roy Galán

Sobre la educación sentimental 
(publicado el 16 de septiembre de 2016 con motivo del suicidio de Tiziana Cantone)

Sobre la educación sentimental.
Tiziana se ha despojado de su existencia.
Con 31 años ha decidido morir porque otros seres humanos han hecho que se sintiera como una guarra.
Como una bruja.
Tiziana tenía relaciones sexuales. ¿Raro, no?
“¿Estás grabando un vídeo? Bravo”.
Eso es lo que ella dijo cuando vio que una de sus parejas grababa el acto sexual.
Desde su elección como mujer a ser grabada, a llevar a cabo una fantasía, a ponerse cachonda con esa idea, a lo que le dé la real gana.
Incluso a compartir privadamente ese vídeo con quien ella quisiera y con el fin que creyera conveniente.
Lo que nunca consintió Tiziana es que ese vídeo lo hiciera público un hombre.
Lo que nunca se esperó es que esa frase acabará en una camiseta.
El machote mostrando al mundo lo puta que era su exnovia.
La calidad de un ser humano se mide por cómo trata lo que ha amado.
Por cómo habla sobre lo que alguna vez ha sentido afecto.
Por lo que hace con la intimidad compartida con la otra persona.
El problema son los hombres educados en lo desaprensivo.
En su forma de manipular los cuerpos como si fueran objetos.
En la propensión machista hacia la broma hiriente.
Sí, ésa de follarte a una hembra y abandonarla en un descampado.
Hay algo en esa fuerza bruta, en esa apropiación física, en ese linchamiento, tan brutal y tan pornográfico, tan indecente.
Algo que sucede porque los hombres han sido educados en los obsceno.
En las eyaculaciones faciales y los atragantamientos.
En la pornografía no hay sentimiento. No hay respeto.
Y los hombres creen que si son más irrespetuosos son más masculinos parecen.
Porque nadie en casa les habló de qué era de verdad la intimidad.
¿Y por qué la infamia recae en lo femenino?
¿Por qué la reputación de alguien depende de la práctica de sexo?
¿No follaron nuestros padres? ¿Y las madres de nuestras madres?
¿No follamos todos?
Es como si desprestigiáramos a alguien por respirar.
Como si nos burláramos porque pestañea.
Pero lo hacemos.
Somos seres indignos de nuestras capacidades.
Todos y todas tenemos derecho a conservar el orgullo de lo íntimo.
Algo que compartimos sólo con quien decidimos.
El problema es que hablar de lo compartido es un deporte nacional.
Mancillar el encuentro.
Contar sobre tamaños, gemidos, número de veces, si se deja por detrás, si se lo traga, si se corre mucho tiempo, el número de espasmos.
Regalando lo que es entregado.
¿Cuántas personas conoces que hagan eso?
Yo, demasiadas.
Tiziana fue una vez una niña.
Como todos y como todas.
No sé cómo se imaginaba el amor y el sexo.
Seguramente solo deseaba sentirse querida.
Como todas y como todas.
Tiene que haber otra versión de este cuento.
Uno en el que Tiziana diera con un ser humano decente.
Con algunos hombres buenos.
Que tuvieran una madre buena y un padre bueno y unos amigos buenos que le hayan enseñado cómo querer bien.
Lo más triste de todo es que para Tiziana se ha acabado todo.
Y es responsabilidad nuestra luchar para cambiar la historia.
Nuestra historia.
La que se mide por la cantidad de luchas que somos capaces de librar.
Ésta.
La injusta historia de las mujeres sobre el planeta Tierra.
Algún día.
Tendrá también que acabar.
Pero con las mujeres vivas.
Y libres.

Roy Galán (España, 1980)

martes, 6 de diciembre de 2016

Seis años y una reclamación

Sí, ya llevamos seis años juntos. ¿Se te ha hecho largo? A mí tampoco. De hecho cada año que pasa estoy mejor que el anterior. No sé si será por la experiencia, los buenos momentos vividos gracias a la literatura, los nuevos proyectos o todo en conjunto.
A diferencia de otros aniversarios, en éste quiero hacer una reclamación. Sé que ya la he expuesto en otras ocasiones, pero ahora la planteo de una manera más gráfica:



Después de leer estos dos artículos uno/a puede darse cuenta de muchas cosas, como las constantes faltas de respeto que existen en esta sociedad con toda labor que no suponga beneficios inmediatos y/o abundantes o que en su inmensa soberbia crea que pueda realizarla cualquier persona sin requisito alguno.
Por otra parte existe otro problema que se añade al ya enunciado: el calificativo de "entretenimiento" o "hobby" que se le da a los actos artísticos, como si fuera un apaño para matar el tiempo que no se pasa atendiendo a la casa y a los hijos y/o haciendo horas en cualquier empleo para reunir el dinero con el que pagar las facturas. Como si el arte fuera un mal menor de nuestra existencia. 
A raíz de estos prejuicios se puede llegar a la conclusión de que ganar dinero con la actividad que a uno/a le apasiona es un lujo inalcanzable para muchos, pero también se puede llegar a pensar en vías alternativas para lograrlo. Sea como sea, se olvida un factor muy importante: siempre hay alguien detrás de un libro, un cuadro, una obra de teatro, una canción, una película, una escultura... Nada nace por generación espontánea ni nadie emplea su esfuerzo y tiempo a cambio de nada -o de ofensas gratuitas-, y ese alguien merece consideración.
Por todo esto doy el siguiente consejo: nunca trates a nadie como si te debiera un favor, porque lo único que demostrarás es tu prepotencia. Ya bastante tenemos los artistas con meternos en muchos berenjenales para ser reconocidos y retribuidos por nuestro trabajo como para tener que padecer a seres que tienen poco de humano.
Gracias por leerme.


domingo, 4 de diciembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Jorge Cafrune

Coplas del payador perseguido


Jorge Cafrune (Argentina, 1937-1978)

Si quieres escuchar la versión íntegra de Atahualpa Yupanqui haz click aquí.

jueves, 1 de diciembre de 2016

Lienzos que inspiran (III): J. M. W. Turner



Intrigante, etéreo, confuso... Estos son algunos de los adjetivos que se han usado para definir la obra de Joseph Mallord William Turner (Reino Unido, 1775-1851).
Sus paisajes recuerdan a esas fotografías periodísticas tomadas justo en el momento crucial, con el dinamismo propio del cine y una paleta de colores que buscan la luminosidad en escenas plácidas, trágicas o cotidianas. Lo más sorprendente es que todo esto lo consiguió cuando aún no existían los medios para reproducirlo o se veían como ideas disparatadas en el arte académico.
Para un artista imaginativo y/o en búsqueda de nuevos horizontes sus obras pueden un buen punto de partida, como lo fue para los impresionistas. Para un escritor puede ser la inspiración para una historia de temática impredecible.
Te dejo una muestra de sus cuadros con el fondo musical de Claude Debussy. ¡Que la disfrutes!


domingo, 27 de noviembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Eduardo Galeano

El miedo manda
El hambre desayuna miedo.
El miedo al silencio aturde las calles.
El miedo amenaza:
Si usted ama, tendrá sida.
Si fuma, tendrá cáncer.
Si respira, tendrá contaminación.
Si bebe, tendrá accidentes.
Si come, tendrá colesterol.
Si habla, tendrá desempleo.
Si camina, tendrá violencia.
Si piensa, tendrá angustia.
Si duda, tendrá locura.
Si siente, tendrá soledad.
Eduardo Galeano (Uruguay, 1940-2015)

martes, 22 de noviembre de 2016

Música que inspira (IX): The Beatles



The Beatles (Reino Unido, 1960-1970) es una de esas pocas bandas que van ganando admiradores con el paso de las décadas -no hay más que fijarme en los tributos que se les rinde hoy día en diferentes ciudades de todo el mundo-. 
No hay mucho que añadir al hecho de que ese toque especial que los caracterizaba era -y es- la espontaneidad de sus composiciones. Aunque estuvieran respaldados por una orquesta y fueran aplaudidos por cientos de fans su sonido reflejaba la misma ilusión y entrega que un grupo que toca a solas en un garaje. Además, sus puestas en escena eran memorables por la originalidad que desbordaban, una cualidad muy en boga en los 60 y que en la actualidad se echa tanto de menos.
Su influencia va más allá de la música; puedes ver muchos cuadros y relatos inspirados en The Beatles. No sé si recordarás un cuento que narra una visita de Eleanor al psicólogo y que fue escrito por cierta mujer que frecuenta este blog... Aquí puedes leerlo.
Tomorrow never knows, Twist and shout, She loves you, In my life, Here comes the sun, Strawberry Fields forever, I want you (she's so heavy), And I love her, Day tripper, Can't buy me love o Love me do son excelentes opciones para adentrarse en este universo tan particular.
Te dejo la canción que dio origen el relato que antes mencioné, Eleanor Rigby



domingo, 20 de noviembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Manuel Mujica Láinez

Fragmento del cuento El primer poeta.

El poeta detiene su cabalgadura y queda absorto en la contemplación del ancho cielo. Despliega entonces los folios manchados en sangre, de su sangre, y comienza a leer en voz alta:

Año de mil y quinientos
que de veinte se decía,
cuando fue la gran porfía
en Castilla...

Callan los ruidos alrededor. El paisaje escucha la historia trágica que ha vivido. La recuerda el río atento; la recuerdan los algarrobos y los talas. La sangre mana de la cara del lector y le enrojece los versos:

Allegó la cosa a tanto
que como en Jerusalén,
la carne del hombre también
la comieron.
Las cosas que allí se vieron
no se han visto en escritura...

Así leyó fray Luis de Miranda, para el agua, para la luna, para los árboles, para las ranas y para los grillos, el primer poema que se escribió en Buenos Aires.

Manuel Mújica Láinez (Argentina, 1910-1984)

jueves, 17 de noviembre de 2016

Imitar para crear, crear para materializar

"Soy totalmente original en todas mis creaciones", dicen muchos artistas que buscan una y otra vez lo que suelen llamar una voz propia.
Pues siento decepcionar a muchos, pero tengo que decirlo: no se puede ser original al 100%.
¿Cómo? ¿Que no soy único/a en mi especie?... Tranquilízate, vayamos por partes.
Al igual que un niño que está aprendiendo a ser autónomo, todo lo que leemos, escuchamos, vemos y vivimos nos marca a la hora de crear. Nos guste o no, ese es el punto de referencia desde que el que nos lanzamos hacia la construcción de nuestra esencia y su posterior expresión.
A partir de aquí pueden pasar dos cosas: la primera es el desarrollo que acabo de explicar, mientras que la segunda es un estancamiento que produce una repetición en bucle del origen. Tanto si eliges el primer camino como el segundo se podrá entrever tus influencias, pero lo que dejarás ver de ti -de tu destreza, tu implicación y tu inspiración- será mayor en la primera opción que en la segunda.
Sabiendo esto no hay razón para quebrarse la cabeza en mil añicos para ser los primeros en tratar un tema que nadie más ha tratado (como hacen los buscadores de la voz propia). Todos los temas han sido tratados en todas las regiones del planeta a lo largo de los siglos, pero tu perspectiva de los mismos solo la tienes tú, y eso te hace único/a.
No lo olvides.


Un escritor original no es aquel que no imita a nadie, 
sino aquel a quien nadie puede imitar.
Françoise-René de Chateaubriand 
Escritor y político francés. (1768-1848)

domingo, 13 de noviembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Juan José Saer

Fragmento de El concepto de ficción.

Podemos por lo tanto afirmar que la verdad no es necesariamente lo contrario de la ficción, y que cuando optamos por la práctica de la ficción no lo hacemos con el propósito turbio de tergiversar la verdad.
En cuanto a la dependencia jerárquica entre verdad y ficción, según la cual la primera poseería una positividad mayor que la segunda, es desde luego, en el plano que nos interesa, una mera fantasía moral.
Aun con la mejor buena voluntad, aceptando esa jerarquía y atribuyendo a la verdad el campo de la realidad objetiva y a la ficción la dudosa expresión de lo subjetivo, persistirá siempre el problema principal, es decir la indeterminación de que sufren no la ficción subjetiva, relegada al terreno de lo inútil y caprichoso, sino la supuesta verdad objetiva y los géneros que pretenden representarla.

Juan José Saer (Argentina, 1937- Francia, 2005)

martes, 8 de noviembre de 2016

Planificar para ejecutar, ejecutar para planificar

"Necesito documentarme para mis novelas. Es la parte que más me gusta del proceso de escritura" es una declaración que suele escucharse de escritores especializados en novelas históricas o tramas de gran complejidad técnica. Lo que más llama la atención es que ven la creación del manuscrito como una tarea desagradable que deben hacer para justificar el tiempo y la energía empleados en investigar. Si un escritor se define por escribir a menudo lo que imagina y/o le inquieta y disfrutar de ello, ¿qué es esta especie que se sumerge una y otra vez en los archivos e informes escritos por otros sin pensar en nada más?
Algunas de sus características más comunes y más sorprendentes son las siguientes: casi siempre están preparándose para escribir su gran obra pero casi nunca las están escribiendo. Nunca consideran que su momento presente -sea cuales sean las circunstancias- es el adecuado para escribir y/o corregir, y mucho menos publicar. En su boca siempre está el consejo de que todos los escritores deben hacer lo que ellos hacen, independientemente del éxito que hayan tenido o de lo que sientan hacia quien les escucha. 
Esta situación lleva una pregunta ya conocida: ¿dónde queda la imaginación? Siguiendo la argumentación de lo expuesto en el último escalón de las prioridades, por no decir fuera de ellas. Y digo yo: a menos que lo que se pretenda sea un ensayo, una biografía o una obra de consulta, ¿no resultaría rancio que la obra en la que uno/a ha empleado tiempo y esfuerzo sea un refrito de otras, algo que se puede omitir porque ya existen otros libros iguales? Yo creo que sí, y se puede evitar añadiendo un ingrediente que solo tú puedes darle: originalidad, es decir, tu forma de ver las cosas. 
Esta bien documentarse cuando queremos abordar una historia que necesita de mecanismos o términos que no dominados del todo, pero esto no debe servir de excusa para posponer sine die la labor que define al escritor.


Aquí te dejo un relato que ilustra lo que hemos debatido.
Leopoldo (sus trabajos), de Augusto Monterroso.

domingo, 6 de noviembre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Sergio del Molino

Fragmento del artículo de opinión Que rueden cabezas 
(El País, 29 de julio de 2016).

Puedo ir a mi biblioteca, coger prácticamente al azar un libro de un autor español vivo (incluso de autores de literatura juvenil) y buscar en él unos párrafos que, colgados en las redes sociales con los signos de admiración pertinentes, pueden arruinar la carrera y la vida del escritor. Estoy convencido de que ninguno pasamos la prueba de la pureza y de que en cualquier obra, si se descontextualiza bien, hay material para que rueden todas las cabezas que queramos, hasta que nos falten picotas para tanta testa. Puedo hacer pasar por machista, terrorista, racista o nazi a cualquier autor que me señalen. Solo necesito un par de horas para encontrar una frase de un personaje o una ironía sacada de su hilo narrativo.

Sergio del Molino (España, 1979)

viernes, 4 de noviembre de 2016

Vivir para plasmar, plasmar para vivir

"Para plasmarlo en mi obra tengo que vivirlo" es una frase que seguramente hemos escuchado en alguna entrevista o conversación con algún artista, sobre todo si es experimental. Esto nos lleva algunos a hacernos la siguiente pregunta: ¿qué hay detrás de eso?
Las respuestas son diversas, dependiendo del punto de vista de quien las escuche: una dedicación absoluta -u obsesiva-, un acto de esnobismo o una simple excentricidad. Todas ellas llevan a una conclusión disparatada e inquietante que de ser real tendríamos un mundo donde, por ejemplo, los escritores de género negro son unos psicópatas sedientos de sangre y los de género erótico la lujuria personificada.
Partiendo de esto aparece otra cuestión: ¿de dónde sale la experiencia de hechos que no pueden ocurrir en la realidad? Siguiendo el planteamiento descrito con anterioridad esto sería imposible, o fruto de una mente perturbada.
¿No se puede hacer nada? Sí, se puede con algo llamado imaginación. Esta cualidad nos permite ponernos en la piel de los personajes que creamos sin que las leyes físicas nos limiten, ni meternos en problemas con la Ley, ni perjudicar nuestra salud. Una vez hecho esto, grabamos sus acciones, sentimientos y/o pensamientos en un formato físico (papel, hoja de word, lienzo, cinta de audio, etc.)
¿Por qué decir algo que es de sentido común? Porque es el menos común de los sentidos.


Aquí te dejo un relato que ilustra muy bien lo que hemos debatido. 
El derecho de ser un hombre, de Auguste Villiers de L'Isle-Adam

domingo, 30 de octubre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Yukio Mishima

Fragmento de la novela La escuela de la carne.

(...) hay mujeres que imponen su santa voluntad al hombre que aman, (...). Pues bien, en casos como ésos, la virilidad de un hombre así tratado sale fortalecida. (...). Y la razón está en que la energía que sacan estas mujeres para comportarse de ese modo procede, ni más ni menos, del magnetismo irradiado por la masculinidad de tales hombres.

Yukio Mishima (Japón, 1925-1970)

jueves, 27 de octubre de 2016

De la literatura, la felicidad y otros menesteres

Aquí te dejo una reflexión de Alejandro Dolina (Argentina, 1944) sobre la literatura y sus causas y consecuencias en la vida de cualquier ser humano.


Ya me contarás...

domingo, 23 de octubre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Alphonse Daudet

Fragmento de la novela Tartarín en los Alpes.

Amigos míos, no despreciemos a nadie. El desprecio es el recurso de los advenedizos, de los presuntuosos, de los feos y los imbéciles, la máscara que oculta la nulidad, o a veces, la bajeza, y que dispensa de inteligencia, de buen juicio, de bondad. Todos los jorobados son despectivos; todos los que tienen la nariz torcida fruncen el ceño y desdeñan cuando se encuentran ante una nariz recta.

Alphonse Daudet (Francia, 1840-1897)

sábado, 22 de octubre de 2016

Música que inspira (VIII): Enya



Me atrevería a afirmar que muy pocas personas desconocen la obra de esta compositora, ya sea por un anuncio, una película o una serie de televisión.
Enya (Irlanda, 1961) posee esa rara cualidad de hacer lo que le apasiona sin tener el éxito comercial y la popularidad como ejes centrales. Esto hace que su música se caracterice por atraer a personas de distintas generaciones y gustos culturales muy dispares. Un ejemplo de ello es la elección de la melodía Boadicea como base para la canción I don't wanna know del rapero Mario Winans. 
Un disco a recomendar es Paint the sky with stars, que contiene muchas de sus canciones más conocidas, tales como Chine roses, The celts, Caribbean blue, Orinoco flow o Storms in Africa.
Aquí te dejo una de sus composiciones más recientes, Wild child.


domingo, 16 de octubre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Kurt Cobain

Fragmento de Diarios.

He conocido a muchas mentes capaces de almacenar y traducir gran cantidad de información pero que carecen de talento y sabiduría, y que tampoco saben apreciar la pasión.


Kurt Cobain (EEUU, 1967-1994)

jueves, 13 de octubre de 2016

De la lectura, el aprendizaje y otros menesteres

Interesante reflexión de Alejandro Dolina (Argentina, 1944) sobre la Cultura y la constancia que requiere adquirirla y transmitirla.


Ya me contarás...


domingo, 9 de octubre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Karl Marx

Fragmento del ensayo Manuscritos sobre Economía y Filosofía.


Supongamos, al hombre como hombre, y su relación con el mundo en su aspecto humano, y podremos intercambiar amor solo por amor, confianza por confianza, etc. Si se quiere disfrutar del arte, se debe poseer una formación artística; si se desea tener influencia sobre otra gente, se debe ser capaz de ejercer una influencia estimulante y alentadora sobre la gente. Cada una de nuestras relaciones con el hombre y con la naturaleza debe ser una expresión definida de nuestra vida real, individual, correspondiente al objeto de nuestra voluntad. Si amamos sin producir amor, es decir, si nuestro amor como tal no produce amor, si por medio de una expresión de vida como personas que amamos, no nos convertimos en personas amadas, entonces nuestro amor es impotente, es una desgracia.

Karl Marx (Alemania, 1818-1883)

miércoles, 5 de octubre de 2016

lunes, 3 de octubre de 2016

Locales con encanto (IV): Cuesta de Moyano



Entre la estación de Atocha, el Parque del Retiro y el Jardín Botánico de Madrid se encuentran unas singulares casetas donde se venden todo tipo de libros de segunda mano. Puedes ir a ellas por recomendación de algún amigo o toparte con ellas durante un largo paseo por la ciudad (como fue mi caso), pero el resultado es el mismo para todo amante de los libros en particular y la cultura en general: la sensación de haber encontrado un tesoro.
En los días sin lluvia podrás disfrutar de todo su esplendor, ya que los libreros sacan a la avenida grandes mesas con muchos de los títulos que guardan en el fondo de sus casetas. Alrededor de esas mesas pueden ocurrir cosas tan variopintas como que consigas una colección completa de relatos publicada por un periódico ya desaparecido o que te encuentres de frente con algún/a autor/a de pequeña, mediana o gran relevancia. 
Lo que sí es seguro es que te llevarás más de un libro a casa y tendrás este sitio entre tus mejores recuerdos de Madrid. 


Feria de Libros Cuesta de Moyano
C/ Claudio Moyano, s/n.
Madrid
España

domingo, 2 de octubre de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Erich Fromm

Fragmento del ensayo El arte de amar.

(...) Si es una virtud amar al prójimo como a uno mismo, debe serlo también -y no un vicio- que me ame a mí mismo, puesto que también yo soy un ser humano. No hay ningún concepto del hombre en el que yo no esté incluido. Una doctrina que proclama tal exclusión demuestra ser intrínsecamente contradictoria. La idea expresada en el bíblico "Ama a tu prójimo como a ti mismo" implica que el respeto por la propia integridad y unicidad, el amor y la comprensión del propio sí mismo, no pueden separarse del respeto, el amor y la comprensión del otro individuo. El amor a sí mismo está inseparablemente ligado al amor a cualquier otro ser.

Erich Fromm (Alemania, 1900 - Suiza, 1980)

lunes, 26 de septiembre de 2016

Música que inspira (VII): Lucio Battisti



Con una perspectiva ecléctica e intimista de la música, Lucio Battisti (Italia, 1943-1998) revolucionó la Canzone Italiana fusionándola con rock, blues, funky y otros ritmos que en apariencia son contrarios a ella, consiguiendo así melodías originales que no tienen nada que envidiarles a sus ascendientes. Además, sus letras poseen una sencillez y una profundidad con la que es fácil identificarse, haciendo que conecte con el alma de quien las escucha.
Por todo lo ya mencionado, este cantautor tiene la rara virtud de que su obra sigue sonando fresca con el paso de las décadas y de las modas. 
I giardini di Marzo, Ancora tu, Un uomo che ti ama, Con il nastro rosa, Si, viaggiare, Pensieri e parole, Amarsi un po', L'interprete de un film o Una giornata uggiosa son algunos ejemplos de ese extraordinario talento que pocos entendieron en su época y que hoy en día se considera un hito en el panorama artístico europeo de la segunda mitad del siglo XX.


miércoles, 21 de septiembre de 2016

Causa y efecto: Carta de una desconocida



Aunque ya hablamos de este relato en su momento (click aquí si eres nuevo/a en el blog), un reciente descubrimiento me ha hecho volver a él.
Buscando documentales sobre Stefan Zweig en Youtube me encontré con una versión cinematográfica de 2004 dirigida y protagonizada por Xu Jinglei. Resulta curioso el hecho de que un cuento escrito por un hombre occidental haya inspirado a una mujer oriental a filmar una película. ¿Por qué? Porque nos hemos atrincherado en las diferencias que tienen todas las culturas existentes en el mundo, sin darnos cuenta de que no son cajones aislados de una misma cómoda, sino un cuarto donde las tuberías se cruzan entre sí. Es innegable que hemos chocado, chocamos y chocaremos con los diferentes a nosotros/as y con nuestros/as iguales mientras estemos en la Tierra, pero no hay que olvidar que nos une algo ancestral, primitivo y que se escapa de todas las convenciones racionales. Eso es lo que ha hecho posible, desde mi punto de vista, que este maravilloso film haya sido creado. 
Obviamente el guión se ha escrito en concordancia con la Geografía e Historia de China durante el periodo en el que Zweig situó su relato, lo cual no resta ni un ápice la magia que desprende esta historia de amor, soledad y melancolía. 
Aquí te dejo la película. Espero que te guste tanto como la versión de 1948 dirigida por Max Ophuls y protagonizada por Joan Fontaine. 
Ya me contarás.

Click aquí para ver el film

jueves, 15 de septiembre de 2016

La bendición de vivir



No tengas miedo ni vergüenza de soñar y querer hacerlo realidad. Solo tú sabes lo que quieres y lo que vas a sentir al conseguirlo.
No pretendas que otra persona que no seas tú cumpla tus sueños, porque cada uno tiene su camino vital y debe ser respetado. 
¡Se valiente! ¡Vive al máximo!

lunes, 5 de septiembre de 2016

Utilidades de la literatura



¿Te han preguntado por qué lees y/o escribes más allá de lo estrictamente necesario para el día a día?
¿Te lo has preguntado a ti mismo/a?
¡Aquí tienes muchas respuestas para dar y darte!
¡No te desanimes! ¡Disfruta de lo que te hace feliz!


jueves, 11 de agosto de 2016

¡No te quedes sin él!

¡Últimos ejemplares!





También puedes pedirlo a través de sus paginas web 
o en el e-mail carmen.cuarzo@gmail.com

lunes, 8 de agosto de 2016

Un buen recuerdo

He de darle las gracias a Beatriz Fernández de la Puente por alegrarme la semana con este recuerdo, su opinión y una foto:

... ¡Qué alegría!. Hace 4 años era uno de los sueños de Carmen Cuarzo. Hoy es una realidad. Se llama "Delicias amargas" y desde luego es delicioso... La primera vez lo leí de una sentada. Son historias cortas que te atrapan. Lo tengo en mi mesita de noche con otros seis libros cuya lectura alterno al ritmo que me pide el cuerpo. Insisto... ¡Qué alegría de recuerdo!...

¡Muchas gracias, Beatriz!



domingo, 31 de julio de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Augusto Monterroso

Epitafio encontrado en el cementerio Monte Parnaso de San Blas, S.B.

Escribió un drama: dijeron que se creía Shakespeare;
Escribió una novela: dijeron que se creía Proust;
Escribió un cuento: dijeron que se creía Chejov;
Escribió una carta: dijeron que se creía Lord Chesterfield;
Escribió un diario: dijeron que se creía Pavese;
Escribió una despedida: dijeron que se creía Cervantes;
Dejó de escribir: dijeron que se creía Rimbaud;
Escribió un epitafio: dijeron que se creía difunto.

Augusto Monterroso (Honduras, 1921 - Mexico 2003)

viernes, 29 de julio de 2016

Música que inspira (VI): Phil Collins



Dotado de una voz muy característica que no necesita presentación después de escucharla por primera vez, Phil Collins (Reino Unido, 1951) es uno de los pocos artistas que ha logrado traspasar las barreras generacionales con un estilo propio dentro del desarrollo que ha tenido la música desde los años setenta hasta la actualidad. Además, en su amplio registro -que va desde la balada más sutil hasta el rock más enérgico- siempre hallarás alguna canción de tu gusto.
Un disco para recomendar es Hits (1998), donde puedes encontrar muchas de sus mejores composiciones, como Another day in Paradise, SussudioI wish I would rain down, Something happened on the way to Heaven o One more night.


domingo, 24 de julio de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Marie-Sabine Roger

Fragmento de la novela Tardes con Margueritte.


Margueritte dice que cultivarse es intentar subir a lo alto de una montaña. A día de hoy, entiendo mejor lo que eso significa. Cuando estás en el llano, crees que lo que ves y lo sabes todo del mundo: la pradera, la alfalfa y las bostas de vaca (el ejemplo es mío). Una buena mañana, coges la mochila y empiezas el ascenso. Cuanto más te alejas, más mengua lo que dejas atrás: las vacas se vuelven tan pequeñas como conejos, como hormigas, como cagarrutas de mosca. En cambio, el paisaje que descubres al subir parece cada vez mayor. Creías que el mundo terminaba en la colina de enfrente, ¡pues no! Detrás de ésa hay otra, y otra, y un a poco más arriba aún otra. Y luego todo está lleno de colinas. El llano en donde vivías tan tranquilo solo era un llano igual que muchos otros, ni siquiera el más grande. ¡De hecho era el agujero del culo del mundo! 

De camino te cruzas con algunas personas, sin embargo cuanto más te acercas a la cima menos gente hay ¡y más frío pasas! Es una manera de hablar. Una vez coronas la cumbre, te sientes contento y muy fuerte por haber llegado más arriba que los demás. Puedes mirar a lo lejos. Pero, al cabo de un momento, te das cuenta de un tontería: estás solo, sin nadie con quien hablar. Completamente solo y minúsculo.
Y desde la perspectiva de Dios, alabado sea, probablemente tampoco eres más grande que una puta cagarruta de mosca.

Cuando Margueritte me dice: "¿Sabe, Germain, que la cultura aísla?", seguro que piensa en eso.
Creo que tiene razón, ver siempre la vida desde abajo debe de producir una maldita modorra.
Moraleja, permaneceré a la mitad de la pendiente y contento si llego hasta allí.


Marie-Sabine Roger (Francia, 1957)

jueves, 21 de julio de 2016

El talento de los talentosos

Existe algo mucho más escaso, fino y raro que el talento. 
Es el talento de reconocer a los talentosos.
Elbert Hubbard (Escritor estadounidense, 1856-1915)

Se puede decir más alto pero no más claro. No, no mires para otro lado... Sabes de lo que estoy hablando.
No estoy diciendo nada nuevo cuando afirmo que la envidia es una enfermedad muy extendida, sobre todo en cierto tipo de personas que existen sin vivir y/o están llenas de complejos. Sin embargo, no dejo de preguntarme la razón de tanta desidia, tanta malicia... Tanta miseria moral. 
Lo fácil es destruir al que sentimos que nos hace sombra con palabras y gestos crueles disfrazados de críticas constructivas o escondiendo nuestro rostro en el anonimato de las habladurías y/o internet. Mejorarse a uno/a mismo/a es un camino que requiere demasiado esfuerzo; no todos tienen las ganas y/o las agallas para hacerlo. Sí, es mejor bajar a los demás al nivel de la incompetencia que se percibe en uno/a mismo/a, porque así no se siente tan mal con su propia vida. 
¿Tengo que decirte lo que siempre repiten? Sí... ¡Lo fácil no siempre es lo correcto!
¿También tengo que decir qué es lo correcto en este caso? Sí... ¡Supérate! 
Tu verdadero rival no está afuera; lo ves cada día en el espejo. 
¿Quieres salir del lodo y brillar? No lances basura al Universo. Elimínala de tu interior y céntrate en ser la mejor versión de ti mismo/a.
¿Aún así te gusta expandir tu amargura contra todo el mundo? Muy bien, pero no te quejes de que tu vida es un asco constante. La negatividad solo trae negatividad.

Duelo a garrotazos. Francisco de Goya (1823)

domingo, 17 de julio de 2016

Reflexiones de ayer y hoy: Idea Vilariño

Una vez

Soy mi padre y mi madre
soy mis hijos
y soy el mundo
soy la vida
y no soy nada
nadie
un pedazo animado
una visita
que no estuvo
que no estará después.


Estoy estando ahora
casi no sé más nada
como una vez estaban
otras cosas que fueron
como un cielo lejano
un mes
una semana
un día de verano
que otros días del mundo
disiparon.


Idea Vilariño (Uruguay, 1920-2009)

domingo, 10 de julio de 2016

Reflexiones de ayer y de hoy: M. Hernandra

Este tiempo me sirvió

Este tiempo me sirvió para aprender, que a veces, en cuestiones amorosas es mejor no esperar nada de nadie, porque hacerlo supone que puede que un día te defrauden, y es que me doy cuenta de que la gente miente, mienten sobre lo que quieren, sobre lo que sienten e incluso hasta de lo que hacen. Supongo que cada uno crece con sus ideales y tienen cada uno opción a hacer y deshacer como le plazca, pero me encontré en una época en la que el hombre finge buscar amor cuando quieren sexo y las mujeres fingen buscar sexo para encontrar el amor. Parece el mundo al revés pero esto es totalmente cierto. Y seguro que generalmente todavía hay quien busca el amor, pero también están los que prefieren disfrutar del momento y ni saben ni quieren saber nada sobre él.

Yo creo que las relaciones deberían basarse en cosas más simples, en encontrar alguien que para ti sea especial, y dar, porque en eso consiste el amor también, en dar más de lo que recibes, ser capaz de mirar por la otra persona a la hora de actuar, no pido que nadie muera o viva para mí, solo que desee compartir los momentos más importantes del camino a recorrer conmigo, que no haya nada de promesas que no se cumplan o de recibir excusas que en primer momento decían llamarse “miedo”. Pero sobre todo yo querría a alguien que sobre todo me mostrase su sinceridad, porque eso, eso es de lo que menos queda hoy en este mundo. A los que encontraron el amor rápido los felicito, muchos no saben la suerte que corren.

M. Hernandra (España, 1993)

martes, 5 de julio de 2016

Locales con encanto (III): Rincón del Lector



Escondida en el casco antiguo de Las Palmas de Gran Canaria, esta librería de viejo se suma con la Catedral de Santa Ana, el Museo Canario, la Casa de Colón, el CAAM o el Teatro Guiniguada a la lista de atractivos de este famoso barrio. En ella podemos encontrar cualquier tipo de libro, ya sea alguna vieja edición de un libro conocido o un verdadero hallazgo que espera ser desvelado por un nuevo lector. Además, pertenece a la cadena OSDAD (Obra Social de Acogida y Desarrollo), una asociación cuyo cometido es la ayuda a personas sin recursos.
Cabe destacar la gran disposición de los voluntarios que atienden este establecimiento, ya que tienen todos los artículos perfectamente organizados y procuran que cada cliente quede satisfecho con su compra.
Si algún día paseas por Vegueta no olvides visitar este rincón; es muy probable que te encuentres con una sorpresa muy agradable.

Rincón del Lector
C/ San Marcial, 3.
Las Palmas de Gran Canaria
España